Celebra IPN jornada de corresponsabilidad paterna

19 de Junio de 2017

Celebra IPN jornada de corresponsabilidad paterna


• Se dieron informes sobre la licencia de paternidad que otorga el IPN a sus trabajadores, así como los talleres especializados

• Para fomentar la relación padre e hijo se realizaron las actividades lúdicas

En el marco del Día del Padre, en la explanada de la Biblioteca Nacional de Ciencia y Tecnología “Víctor Bravo Ahuja” del Instituto Politécnico Nacional (IPN), se ofrecieron talleres y actividades para familias, con el objetivo de promover entre los trabajadores politécnicos la corresponsabilidad de la paternidad, además hubo conferencias para propiciar una relación más participativa, afectiva e igualitaria en la sociedad.

En los talleres tuvieron un espacio para que padres e hijos pintaran, el “Mural de la corresponsabilidad”, donde los participantes escribieron en unas manos de papel un propósito personal a realizar con su familia, y lo pegaron en la pared como símbolo de compromiso.

Martha Alicia Tronco Rosas, coordinadora del Programa Institucional de Gestión con Perspectiva de Género del IPN mencionó que las actividades lúdicas de la Jornada de corresponsabilidad de equidad de género buscan fomentar una sociedad más justa para hombres y mujeres.

Durante estas actividades, el IPN informó a sus trabajadores de base sobre el Curso-Taller Paternidad-Es, el cual imparte la Unidad Politécnica de Gestión con Perspectiva de Género, previo al nacimiento o adopción. Así como del derecho a tomar una licencia por paternidad de 15 días laborales y consecutivos.

Por su lado, la psicóloga María Alejandra Salguero Velázquez, de la Facultad de Estudios Superiores Iztacala de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), dictó una conferencia sobre el panorama actual que existe entre hombres y mujeres acerca de cómo compartir y repartir las responsabilidades del hogar.

Explicó que el tema de corresponsabilidad no es una obligación, sino una forma de vida, una fuente de independencia personal y respeto hacia las demás personas, ya que todos tenemos derecho a vivir bien, en un lugar limpio y ordenado. Hacerlo mejora la calidad de vida y ayuda a alcanzar a un mayor grado de atención.