Medios alternos de solución de conflictos acortan los juicios

10 de Enero de 2020

Medios alternos de solución de conflictos acortan los juicios


• Están basados en una cultura de la paz, aseguró el investigador José Luis Cuevas Gayosso

José Luis Couttolenc Soto

05/01/2020, Xalapa, Ver.

El desconocimiento de los medios alternos de solución de conflictos (MASC), que están basados en una cultura de la paz y además son gratuitos y flexibles, ha propiciado que no sean utilizados como vías de solución y evitado que las partes en conflicto lleguen a juicios que en la mayoría de las veces son tardados, desgastantes y merman la economía de las personas, señaló José Luis Cuevas Gayosso, docente de la Facultad de Derecho de la Universidad Veracruzana (UV).

El investigador apuntó que, desde los pueblos originarios, el diálogo representa una de las formas a través de las cuales se puede llegar a la solución de problemas, significando un principio que puede regir la conducta de los seres humanos; y mostró la necesidad de establecer en documentos, constituciones, leyes y reglamentos, una serie de normas basadas en estos principios.

Los MASC, precisó, tienen como finalidad propiciar la solución de controversias que surjan entre los miembros de la sociedad con motivo de denuncias o querellas; “durante esos acuerdos se puede aplicar el diálogo, la economía procesal y la confidencialidad”, reiteró el académico.

Ante la importancia que tiene la aplicación de los MASC, Cuevas Gayosso recomendó no perder de vista la necesidad de la participación activa de los ciudadanos en la gestión de su conflicto o controversia, ya que esto permite mayor flexibilidad en el procedimiento, facilita los acuerdos entre las partes, así como su cumplimiento.

Asimismo, resaltó que en todo momento deberán contar con la presencia de un facilitador, quien fungirá como mediador en la comunicación entre las personas implicadas para el entendimiento de las partes.

Explicó que el mediador integra la agenda, especifica los puntos que se encuentran en la controversia y realiza una serie de preguntas para que las personas en conflicto propongan alternativas de solución al mismo.

Como ejemplo citó el derecho familiar, en donde ante la separación de los esposos con hijos procreados por ambos se debe precisar con quién se quedan éstos, el monto de la pensión alimenticia, el establecimiento del derecho de convivencia, la repartición de bienes y otros puntos.

“En este caso y con base en las pruebas que se ofrezcan, el juez dictará sentencia, y en los juicios lo que se tiene pensando es que una parte gana y la otra pierde; en el juicio familiar una parte se sentirá vencedora y la otra perdedora, por lo que se busca la conciliación para que haya un ganar-ganar, es decir establecer las formas de solución velando por el interés superior de los menores”, refirió el investigador.

Por otra parte, mencionó que, en el estado de Veracruz, como en todo el país, existe un Centro Estatal de Justicia Alternativa (CEJA), cuyos servicios son gratuitos y entre sus características está la de aportar mejores soluciones a los conflictos existentes, práctica que ha propiciado una reducción en el rezago de los juicios que son mucho más prolongados.

Recordó también que la Facultad de Derecho tiene suscrito un convenio de colaboración con el CEJA, en donde se ha capacitado a docentes de la entidad universitaria, muchos de ellos se encuentran ya certificados como mediadores, conciliadores y facilitadores, y dijo que se tiene el propósito de insertar esta área como una experiencia educativa (EE) en la Licenciatura en Derecho, lo que se espera lograr en el rediseño curricular de la Facultad.