Para estudiar no hay límite de edad: alumnos de Pedagogía-SEA

19 de Diciembre de 2019

Para estudiar no hay límite de edad: alumnos de Pedagogía-SEA

• Ángel Alonso, Ruth del Carmen Mendoza y Salomón García recibieron notas laudatorias

• Cada uno tiene experiencias distintas, pero los une la afinidad por superar obstáculos y alcanzar sus objetivos

Claudia Peralta Vázquez

11/12/2019, Xalapa, Ver.

Ruth del Carmen Mendoza Pimentel, Salomón García Soto y Ángel Alonso Rivera, estudiantes de la Licenciatura en Pedagogía en el Sistema de Enseñanza Abierta (SEA) de la Universidad Veracruzana (UV), recibieron notas laudatorias por su alto aprovechamiento, en ceremonia realizada el 9 de noviembre, encabezada por autoridades académicas de su Facultad.

Los tres han superado diversos obstáculos para alcanzar este peldaño, pues de lunes a viernes trabajan para solventar su carrera y permanecer dentro del programa educativo (PE) con un claro objetivo: concluir sus estudios universitarios.

El sistema abierto permite ver la educación desde otro ángulo

Ruth del Carmen Mendoza es trabajadora de la UV y madre de familia. Por diversas circunstancias tuvo que postergar sus estudios universitarios, hasta que llegó el día en que pudo ingresar a esta carrera, alentada por uno de sus jefes.

Reconoce que fue todo un reto, sobre todo al combinar los roles de alumna, trabajadora y madre de familia.

Ruth sacrificó compromisos sociales y familiares con el fin de no atrasarse en sus tareas, proyectos y exámenes. “Aunque el sistema abierto nos brinda menos horas que el escolarizado, nos permite ver la educación desde otro ángulo”, expresó la alumna de quinto semestre, quien ha reunido hasta ahora tres notas laudatorias, con un promedio de 9.25.

Al describirse como una persona dedicada, que se esfuerza por cumplir con sus deberes, dijo que del SEA le gusta la variedad de edades que hay en el aula, pues eso le ha permitido hacer amistades, compartir experiencias y darse cuenta que no es la única madre de familia que trabaja y estudia. Por ello, manifestó que no hay un límite de edad para hacerlo y tener un buen aprovechamiento.

“Entre lo más valioso de recibir una nota laudatoria es saber que lo que haces lo estás haciendo bien, que puedes mejorar y en un futuro egresar y a lo mejor ser docente de la UV.”

En cuanto a la Pedagogía, señaló que desde niña mostró inclinación por la docencia y estar frente a un aula de clases. “Ser docente no sólo es pararte frente a los alumnos, sino transmitir conocimiento, ser empático, mostrar respeto, amor a la enseñanza y a los estudiantes”.

“Siempre me gustó estudiar, aun cuando en mi familia no había esa cultura”

Salomón García, originario de El Cafetal, municipio de Alto Lucero, compartió que desde pequeño tuvo la mentalidad de estudiar pues siempre le gustó aprender, aun cuando en su familia no había esa cultura.

Comentó que anteriormente había ingresado a la Universidad, pero tuvo que abandonarla por enfermedad y ahora optó por el SEA porque le permite trabajar para solventar sus estudios.

Motivado por su madre y algunos maestros, decidió retornar a ese camino en el área de la Pedagogía, donde después de cursar el primer semestre se sintió fascinado, sobre todo cuando se abordaron temáticas relacionadas con métodos de enseñanza.

Actualmente, Salomón realiza su servicio social y está por iniciar su trabajo recepcional. Considera que la carrera no sólo le ha brindado una formación académica, sino también personal, pues gracias a algunas experiencias educativas (EE) ha planeado metas a futuro.

“Nunca he sido un alumno de excelencia, pero he mantenido mi promedio, siempre he tratado de esforzarme.”

Agregó que es muy complicado trabajar, estudiar y entregar los trabajos a tiempo, pero cuando se tiene el interés de avanzar no se ve el tiempo ni la hora.

El joven de 29 años de edad, con promedio de 10, mostró entusiasmo y alegría por recibir su primera nota laudatoria. Hoy en día se siente capaz de realizar algunas actividades relacionadas con su profesión, sobre todo en materia de planeación, formación, elaboración de proyectos y hasta cuestiones administrativas.

“El SEA te permite trabajar y estudiar al mismo tiempo, pero depende mucho del estudiante, lo ideal es no desmotivarse, ver las oportunidades que tenemos y no darle importancia a las desventajas y obstáculos que se presenten.”

“Estoy orgulloso de vivir y recibir una cuarta nota laudatoria”

Ángel Alonso Rivera, de Acatlán, Veracruz, anteriormente había intentado cursar dos carreras distintas: Informática e Idiomas. Sin embargo, se enfrentó a problemas de salud emocional que ha ido superando poco a poco.

En el SEA, Ángel cursa el quinto semestre y gracias a que trabajó en el Consejo Nacional de Fomento Educativo, pensó en estudiar Pedagogía.

“Es una carrera que no sólo se basa en la enseñanza, sino que cubre muchos rubros más que la docencia como elaboración del currículum, orientación educativa, tecnologías y administración.”

Dentro de las EE por las que sintió mayor preferencia se encuentran: Desarrollo Humano y Psicología Educativa.

Con cuatro notas laudatorias recibidas, gracias a su promedio de 9.92, hoy en día Ángel se encuentra desempleado y subsiste gracias a algunos trabajos que realiza esporádicamente.

Por esa razón, planteó la necesidad de apoyar con becas escolares a los estudiantes de mayor edad que cursan una carrera universitaria.

“A veces se piensa que porque somos grandes tenemos un trabajo u otro tipo de preparación.”

El exhorto que hizo al resto de los alumnos fue mantenerse, ser constante en los estudios y disfrutar cada día.